24 de septiembre de 2015

Café y cigarrillos para un funeral - Roberto Martínez Guzmán


Hace tiempo que tengo en el Kindle, en el de mi hijo concretamente porque antes yo tenía otro lector electrónico distinto, un ejemplar de "Muerte sin resurrección" y otro de “Blancanieves cogió su guitarra” de Roberto Martínez Guzmán y aunque hasta la fecha no había leído nada de este autor quiso la diosa fortuna que hace unas semanas contactara conmigo para ofrecerme el relato titulado “Café y cigarrillos para un funeral”, el cual se publica por entregas en Serial books y yo he tenido la suerte de poder leer completo antes de su publicación total. Hoy os cuento mis impresiones.


SINOPSIS

¿Qué sentirías si supieras que vas a morir el día de tu cumpleaños?
El doctor Delfín Sánchez entra en la comisaría de Ourense la madrugada del viernes 19 de julio para denunciar que desde hace un año, mensualmente, le ha ido llegando una carta que anuncia su muerte. Pero la cuenta atrás arranca el último mes en que ya recibe una carta diaria con el plazo de muerte del 20 de julio a las siete de la tarde, fecha de su cumpleaños y hora en que nació. Además, ha empezado a recibir coronas de flores para su entierro…


EL AUTOR

En su web podemos leer que Roberto Martínez Guzmán nació en Ourense, España, en el año 1969, dentro de una familia humilde y trabajadora. En el año 1988 comienza sus estudios de Derecho de la Universidad de Santiago de Compostela. Al cuarto año, decide abandonarlos coincidiendo con el nacimiento de su hasta ahora único hijo. Es en este momento cuando entra en contacto por primera vez con el mundo editorial, dentro del ámbito comercial. En el año 2002 ingresa en el cuerpo de Funcionarios de la Xunta de Galicia, donde permanece en la actualidad.

Ya en 2012, y después de darse a conocer como escritor dentro del género de no ficción, decide publicar su primera novela policíaca, "Muerte sin resurrección", que ocupa los primeros lugares de las listas de ventas de ebooks de Amazon España durante varios meses.

En la actualidad, trabaja en la que será su segunda novela y cuya publicación está prevista para el año 2015.


MI OPINIÓN

“Café y cigarrillos para un funeral” comienza cuando el doctor Delfín Sánchez acude a la policía para denunciar que desde hace un año una serie de anónimos vienen anunciándole su muerte para el día de su cumpleaños que será dentro de dos días. La inspectora Eva Santiago será la encargada de la investigación que se pone en marcha. Al principio estará escéptica ante la historia que está escuchando y dudará si los anónimos representan una amenaza real, pero cuando tiene conocimiento de que en los últimos días también han comenzado a llegar coronas de flores, vence sus dudas iniciales y se pone al frente de la investigación.

Estructuralmente este relato se divide en cuatro partes: La denuncia, La encuesta, La espera y La verdad; y abarca desde la madrugada de un viernes hasta la mañana del lunes siguiente. Un espacio de tiempo corto en el que Delfín ve acercarse su muerte, que acontecerá el sábado a las siete de la tarde en punto, y en el que la inspectora Santiago se implicará con determinación en evitar que nada le suceda al doctor Sánchez. Cada una de las partes mencionadas se subdividen a su vez con una separación tan solo de espacio, pero indicando siempre el día y hora exactos en los que nos encontramos, dotando así a la lectura de un carácter de cuenta atrás que añade más tensión si cabe a una trama sólida que, a pesar de su corta extensión, presenta todos los ingredientes para satisfacer al lector, lo cual dice mucho del autor.

Los personajes son pocos, principalmente los ya nombrados, sobre los que recae el peso de la trama. Junto a ellos encontramos una serie de secundarios que cumplen debidamente su función complementaria, pero es en los dos protagonistas donde el autor demuestra que sabe cómo perfilar a un personaje para que éste se muestre creíble ante el lector. Es especialmente destacable la forma en la que consigue que el lector viva la angustia, en primer lugar, que invade al doctor Sánchez, y la casi aceptación posterior de su situación.


Desde el primer momento me sentí atrapada por la intriga que nos plantea el relato y por la angustia que se apodera de la posible víctima. Esta tensión no deja de crecer a lo largo de la lectura, lo que unido a la sencillez y fluidez del lenguaje utilizado, hace que “Café y cigarrillos para un funeral” sea una lectura muy ágil que prácticamente se devora de una sentada. Una vez comienzas no puedes parar hasta saber quién está amenazando a Delfín Sánchez. El camino hasta este descubrimiento es de lo más ameno, lleno de diálogos que le confieren aún más agilidad y todo ello para desembocar en un final inesperado (y eso que yo últimamente estoy que me salgo con mis dotes detectivescas) que responde a todas las preguntas que me había planteado desde el inicio. El desenlace para mí fue toda una sorpresa y, sobre todo, coherente con lo leído, Roberto Martínez Guzmán no juega con el lector presentando un cierre sorpresivo a costa de dar un giro inverosímil o presentando un final traído por los pelos, con motivaciones poco claras.

En definitiva, “Café y cigarrillos para un funeral” es un relato muy bien construido en el que el autor maneja una gran dosis de intriga. Una propuesta que satisfará las exigencias de cualquier lector proporcionándole una buena tarde de lectura.



25 comentarios:

  1. Creo que lo tengo en el kindle y a ver si le encuentro hueco.

    ResponderEliminar
  2. Me quedé en Muerte sin resurrección, pero sólo de momento, ya que este también lo tengo. Caerá
    Besos

    ResponderEliminar
  3. Hija, que tensión!! Me lo llevo apuntado que si además remata bien y es sorprendente, no hay nada más que decir
    Besos

    ResponderEliminar
  4. Ostras! Parte de la sinopsis me suena a un libro que leí hace poco, en el que la gente recibía una tarjeta con un ataúd dibujado y la fecha de su muerte.
    Tiene muy buena pinta la trama. Me lo llevo apuntado por si algún día pudiera hacerme con él.
    Besotes

    ResponderEliminar
  5. A ver cuando lo puedo leeer. Un besote

    ResponderEliminar
  6. No es que me atraiga demasiado, pero es un libro que tampoco descarto.
    Un beso ^^

    ResponderEliminar
  7. Aun tengo "Muerte sin resurrección" por leer.Los libros en papel,los ves en la estantería, peros los atrapados en el kindle,se me olvidan.Tengo que leer ese primero y este relato que comentas,pinta muy bien.
    Un beso

    ResponderEliminar
  8. Me gustó mucho este relato. Está claro que mi paisano Roberto Martínez Guzmán se está asentando cada vez más en el género policiaco. Besos.

    ResponderEliminar
  9. Me apetece mucho este libro, Muerte sin resurrección me gustó mucho. Como no me entero muy bien como va eso de las entregas, esperaré a que salga entera, jeje
    un beso

    ResponderEliminar
  10. Son muy buenas las críticas que cosecha siempre este autor. Yo también tengo pendiente todavía Muerte sin resurrección. Besos

    ResponderEliminar
  11. Gracias por la reseña y me alegro de que te haya gustado. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  12. Lo he leído hace poco y me ha satisfecho totalmente. Estoy de acuerdo con tus impresiones.

    Besos

    ResponderEliminar
  13. Creo que las valoraciones de los que lo hemos leído entero coinciden, no te esperas el final, que por otro lado es coherente con el resto de la historia. Además, se lee solo.
    Besos

    ResponderEliminar
  14. A mí me entraría un cague terrible si supiera la fecha de mi muerte y mucho más si me mandan coronas de flores. Me ha picado la curiosidad, lo reconozco. Un beso.

    ResponderEliminar
  15. Hola!!! no lo conocia, pero parece muy interesante e intrigante. y como es de facil lectura, sin duda, lo leere. Gracias por la reseña
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  16. Pues me pinta bien, es más, me ha recordado unos detalles así tipo "El paciente" que me encantó. Creo que me puede gustar así es que gracias por traernos la reseña :D

    ResponderEliminar
  17. Tiene buena pinta aunque aun tengo pendiente Muerte sin resurrección, besotes

    ResponderEliminar
  18. Me gustó mucho y tengo que reconocer que tuve inspiración y adivine quien era la persona culpable

    ResponderEliminar
  19. Lo he leído hace poco, que también me lo ofreció el autor, y también lo he leído de una sentada. Imposible dejarlo sin saber el final.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  20. Hola! Aunque no lo leeré de momento, no lo voy a descartar para un futuro. Muchas gracias por la reseña!! Besos!

    ResponderEliminar
  21. LO acabo de terminar y coincido contigo. Tampoco me imaginé quien era el malo y eso que teorías no me han faltado. Soy muy mala detective pero a fantasía no me iguala nadie, jajaja Me falta reseñar, por no variar :)

    Bs.

    ResponderEliminar
  22. Tiene pinta de ser de los que a mi me gustan, me lo llevo apuntado :)
    Besos!

    ResponderEliminar
  23. Lo tengo pendiente de lectura!

    Besotes

    ResponderEliminar
  24. No tengo como objetivo inmediato leer libros de intriga, pero eso no quita que les haga un hueco en mi lista de "futuribles" :)

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  25. Yo no fui leyendo las partes a medida que el autor las colgaba en su dia.. A ver si lo hago. Su anterior libro me gustó mucho y parece que este va por buen camino también. Así que no me importaría nada leerlo. Besos.

    ResponderEliminar

¡ Gracias por tu comentario !